lunes, 29 de noviembre de 2010

LOS KELPERS NIEGAN QUE LOS RECORTES DE DEFENSA LOS DEJE VULNERABLES

Por Matthew Weaver

Los comandantes retirados dicen que la decisión de desactivar el HMS Ark Royal y los Harriers alienta la invitación para invadir

Un grupo de destacados kelpers desmintieron hoy los comentarios de Jefes de la Armada Real referidos a que los recortes presupuestarios, en materia de defensa, ponen a las Islas Malvinas en una posición vulnerable ante otro ataque de Argentina.

En una carta al Times, cinco comandantes retirados incluido Sir Oswald Juliano, Almirante de la Flota, se refirieron a la desactivación de los Harriers y del HMS Ark Royal. Expresaron que esta decisión alienta a una invitación para invadir Malvinas.

"Debido a éstos y otros recortes presupuestarios, previstos para los próximos 10 años, la Argentina es prácticamente invitada a intentar infligirnos una humillación nacional equivalente a la pérdida de Singapur", escribieron.

Pero los miembros principales de la comunidad kelper insistieron en que las islas no son vulnerables.

Gavin Short, un miembro de la Asamblea de las Islas Malvinas, responsable de supervisar la defensa, dijo: “Hay una muy calificada fuerza de protección británica en las islas. Sería extremadamente temerario para cualquier gobierno extranjero intentar una aventura aquí en las islas".

"Nosotros no estamos preocupados porque cualquiera de los cortes anunciados por el gobierno británico aumenten la posibilidad de un ataque exitoso".

John Fowler, vice editor del periódico semanal de las islas Penguin News, fue más franco. Dijo: " [Los comandantes] están claramente intentando defender su posición usando las Malvinas como un asunto emotivo. Pero eso no refleja la realidad. Nosotros debemos desestimar este mensaje que sugiere que la guerra es probable”.

Fowler, superintendente de educación de las islas durante la guerra de Malvinas en 1982, dijo que él está tranquilo por la actitud del gobierno en Argentina.

“La cuestión principal que nos previene de temblar está dado por una visión sobre la Argentina. No parece particularmente interesada o capaz de montar una invasión. No hay ningún deseo popular para eso en la Argentina, el poder de sus Fuerzas Armadas se ha reducido mucho desde 1982".

Dijo que algunos de los isleños compartieron las preocupaciones expresadas por los comandantes navales retirados. Neil Watson que atiende una granja con 2,000 ovejas en la Isla Grande dijo: "yo pienso que es necio para Gran Bretaña no tener un avión de ala fija que pueda aterrizar en un portaaviones. Esta decisión afectará también a otras partes del mundo, pero nosotros somos los más vulnerables". “Si Argentina invadiera de nuevo, nosotros estaríamos indefensos en el aire e indefensos en el mar" agregó.

Charles Dickson que gerencia dos granjas con ovejas, dijo las islas estarían indefensas si Argentina atacara el aeropuerto de Monte Agradable.

“Nosotros podríamos quedar flameando en el viento ante cualquier ataque, si no hay un portaaviones para poner rápidamente aviones aquí ". Agregó: "yo agradezco la manera que nos cuidan, pero sin el portaaviones la seguridad no es tan buena”.

La Argentina dice estar comprometida en recuperar la soberanía de las islas por medios pacíficos. Fowler dijo que no había ningún sentido de alarma en las islas sobre los recortes". En nuestras páginas, nadie ha expresado recientemente estas preocupaciones.

“Nosotros incluiremos una historia relacionada con esto el viernes, pero no estamos particularmente excitados o perturbados por el momento. Nos sentimos muy bien protegidos para el tamaño de población". Agregó: "Estábamos muy sorprendidos durante la invasión, pero soy un poquito cauto para decir que todo estará bien. Pero la situación ha cambiado tanto desde entonces".

Tony Blake, un miembro del anterior gobierno de Malvinas, sugiere que las relaciones con Argentina están mejorando. Un veterano de la invasión Argentina de 1982 está viniendo, por segunda vez, a quedarse en casa el próximo fin de semana, como parte de una visita con otros dos veteranos. “Ellos vienen aquí para enterrar el fantasma. Las personas aquí no muestran ninguna agresión con ellos" dijo. Agregó: "yo no pienso que haya en la actualidad personas aquí preocupadas. Parece no haber ningún debilitamiento en el deseo político de defendernos".


Fuente: http://www.guardian.co.uk/uk/2010/nov/10/falkland-islands-defence-cuts

Traducción no oficial por Roberto Briend

LOS MIEDOS DE LA PRENSA BRITÁNICA POR LAS MALVINAS, EN MEDIO DEL ACUERDO MILITAR CON FRANCIA

By Tony Todd

Algunos medios de prensa británicos han expresado la preocupación que, a pesar de los actuales íntimos lazos políticos, el tratado militar celebrado por 50 años con Francia podría poner en peligro la capacidad Británica de reaccionar independientemente.

Existen repercusiones que el “Entente Frugale” un sin precedente acuerdo de cooperación militar firmado el martes entre el Reino Unido y Francia, se diseñó para ayudar a ambos países a seguir siendo principales actores globales y reducir gastos militares.

El tratado, por 50 años, incluye una nueva fuerza de reacción rápida conjunta de hasta 5,000 soldados, instalaciones compartidas para la comprobación nuclear y, en el año 2020, el uso tambien compartido de portaaviones.

El tratado es visto como imprescindible por los líderes de la defensa en ambos lados del canal, para hacer grandes recortes a los presupuestos militares.

Las opiniones de los Jefes de la Defensa de ambos países fueron publicadas el martes, en los diarios conservadores Daily Telegraph, de Gran Bretaña y en el Figaro de Francia

El Secretario de Defensa del Reino Unido, Liam Fox le dijo a la BBC que no había “nada en este tratado que restringiera a ambos países a actuar donde queramos, en uso de nuestros intereses nacionales ".

Pero el humor de la prensa popular, tradicionalmente anti-francesa, de Gran Bretaña es, por lejos, muy escéptico.

Los dos tabloides de mayor venta del Reino Unido, el Daily Mail y The Sun, qué juntos venden casi seis millones de periódicos por día, plantearon el fantasma de una catastrófica disputa generada por asuntos que potencialmente pueden enfrentar políticamente a las dos naciones.

En el tope de la lista de esos asuntos, los tabloides ubican a las Islas Malvinas, un pequeño archipiélago en el Atlántico Sur que fue escenario de un conflicto sangriento en 1982 entre el Reino Unido y Argentina. Ambos países demandan las Islas como su propio territorio.

Ambos periódicos argumentan que tener un portaaviones operacional, respaldado por una voluntad política independiente, sería esencial para oponerse a cualquier renovado intento de agresión de la Argentina.

Y ambos creen que éste (el de Malvinas) es un problema sobre el que el francés, improbablemente dirigido siempre por un Presidente anglófilo derechista como Nicolás Sarkozy, probablemente ofrezca un “y ahora qué” acompañado por el tan Gálico encogimiento de hombros y resueltamente se niegue a cooperar.

Los prejuicios de 200 años

Un articulo publicado en el Daily Mail del cual el Coronel retirado del Real Regimiento irlandés Tim Collins es autor, titulado “Confiaremos siempre en los franceses?”, comienza con un célebre recordatorio que “Horacio Nelson utilizaba para instruir a sus oficiales: “Ustedes deben odiar a un francés tanto como odian al diablo” y que el Duque de Wellington proclamó: “Nosotros siempre hemos sido, somos, y espero que siempre seremos detestados en Francia”.

“Parece que ahora nosotros somos uno con ellos, por lo menos militarmente”, escribe. “Yo debo admitir que soy escéptico.”

Coronel Collins recuerda que Francia se opuso al despliegue británico a las Islas Malvinas después de la invasión Argentina de 1982, y alerta que la confianza depositada en el uso de los portaaviones franceses pudiera poner en riesgo el territorio británico.

“El problema es que, si nosotros queremos usar un portaaviones francés, tenemos que solicitar el permiso francés entonces”, dice. “¿Si, por ejemplo, la crisis de Malvinas apareciera nuevamente, ellos aceptarían que su portaaviones desafíe los proyectiles franceses Exocet que ellos le vendieron a los argentinos para recuperar nuestras islas? Yo lo dudo mucho”.

The Sun, que apoyó al Primer Ministro británico David Cameron en la campaña electoral conservadora, es igualmente cauto sobre la cooperación con Francia.

El editor político Tom Newton Dunn escribe que cuando el uso compartido de portaaviones comience en el 2020, Gran Bretaña y el Reino Unido “tendrá el turno para operar conjuntamente el HMS Reina Elizabeth de 65.000 toneladas y el Charles de Gaulle de 42.000 toneladas.

“París podría vetar cualquier súplica británica para despachar al Charles de Gaulle al Atlántico Sur si Argentina amenaza nuevamente el territorio del Reino Unido”.

Recordando la firme oposición de Francia a la invasión de Irak en el 2003, concluye: “Un Presidente fuerte, derechista, como Nicolás Sarkozy parecería ser el aliado perfecto a nuestro Primer Ministro.

“Él puede tener razón. Hoy. ¿Qué pasa cuándo lleguen las elecciones, las caras cambien y se vuelvan a preparar las agendas?

“Ninguno de los dos hubiera elaborado una estrategia tan precaria si no hubieran estado quebrados”.

Fuente: http://www.france24.com/en/20101102-british-press-fears-falklands-amid-closer-military-ties-with-france-defence
Traducción no oficial por Roberto Briend